Conoce al Samsung Galaxy S5 por dentro

Descubre todos los componentes internos que conforman el nuevo buque insignia de Samsung.



En iFixit el blog y guía de reparación gratuita en Internet se han dado a la tarea de mostrarnos lo más íntimo de los smartphones, y el turno ahora es para el nuevo buque insignia de la compañía surcoreana, estamos hablando del Samsung Galaxy S5. En las siguientes imágenes observaremos el desmontaje de este dispositivo y la complejidad de lo que sería una reparación. Una tarea que no es nada fácil que necesitará de mucha paciencia y buen pulso.



Lo más fácil sin duda alguna es retirar la tapa trasera, un movimiento muy importante que Samsung no ha querido cambiar, y es que la posibilidad de retirar la tapa cuando se nos antoje trae posibilidades para muchos usuarios, como llevar otra batería consigo, tener varias tapas dependiendo el color que nos guste, entre otras. Como sabemos el Galaxy S5 ya no trae puerto micro USB 2.0 sino USB 3.0, un puerto de mayor calidad con un accesorio de protección.


Lo siguiente sería retirar la pantalla, un paso muy importante y delicado ya que se podría desprender algún cable o conector, y en la pantalla tenemos no solo los conectores de la misma, sino que en la parte superior tendremos la cámara frontal con todos los sensores de luz y el auricular. Mientras que en la parte inferior tendremos el nuevo botón de home que incluye un detector de huellas dactilares, todo esto conectado a la placa base del terminal.


Como vemos en la imagen anterior, el cable que conecta al botón home con el sensor de huellas a la placa, es muy delgado y delicado, perder o desconectar este cable nos traería serios problemas, pero con paciencia y cuidado no tendrá mayor dificultad. Si en dado caso la pantalla se quebrara y quisiéramos reparar el dispositivo por nosotros mismos tendríamos que comprar no solamente una nueva pantalla, sino nuevos adhesivos para conectarla. 


La parte más importante de todo el dispositivo es la placa base, a la que se conectan todos los pequeños componentes y lo que hace mover todo el Samsung Galaxy S5, para retirarla bastara tener a la mano un destornillador, cuidando de que sus pequeños tornillos no se pierdan.


La parte que vemos en la anterior imagen sigue siendo la placa base, en ella encontraremos el potente procesador, la memoria interna y memoria RAM, como también la GPU y el resto de chips que hacen de esté equipo un potente smartphone. Están en partes fijas y se debe tener precaución de no derramar nada sobre estos componentes eléctricos, ya que podrían quedar inservibles aunque gracias a su resistencia al agua (no sumergible) y al polvo tendrá mayor seguridad y no se filtrara ni una gota.


Por último vemos sus dos placas, la base con el procesador y todo lo que comentábamos antes y la otra que lleva todos los pequeños accesorios o componentes como el botón con sensor de huellas, el altavoz, la cámara, el famoso sensor de ritmo cardíaco, el flash, entre otros. Tras ver todo lo anterior iFixit ha puntuado al Samsung Galaxy S5 con 5/10 siendo 10 más fácil de reparar y 1 más complejo.


Con la anterior imagen apreciamos todas las partes, accesorios, placas y demás que conforman el nuevo buque insignia de Samsung, un dispositivo no tan complejo a diferencia del HTC One M8, pero que tampoco será fácil su reparación, en dado caso de que el usuario lo quiera hacer por sus propios medios. Les dejamos también el vídeo oficial hecho por iFixit del desmontaje del Galaxy S5 dónde podrán ver con mayor claridad cada uno de los pasos y componentes de este dispositivo.


De está manera apreciamos todo el esplendor del Samsun Galaxy S5, uno de los smartphones más cotizados y mejores de la actualidad, a pesar de no despertar la euforia de muchos y de las criticas hechas por muchos usuarios debido a su diseño, es un muy buen smartphone que mejora en calidad de construcción y rendimiento. ¿Como te pareció el desmontaje del Galaxy S5? ¿Te atreverías a repararlo tú mismo? 



fuente fotográfica iFixit

No hay comentarios.:

Publicar un comentario