Nikon Coolpix L830 desempaquetado y primeras impresiones

Este es el Unboxing de la Nikon L830 una cámara semi-profesional con excelentes características. 


Nikon una compañía japonesa líder en el mercado de la fotografía y óptica ha lanzado excelentes productos en todas las gamas, muestra de ello es la Coolpix L830 una cámara semi-profesional que logra el balance perfecto entre diseño, resultados fotográficos excelentes y un precio para su gama muy accesible casi que para cualquier usuario que desee hacerse con una de ella. Además de especificaciones y características que la hacen única en su tipo. 

La podemos encontrar a un precio aproximado de 260 dólares tanto en tiendas virtuales como eBay, Amazon, Linio entre otras y en lugares físicos como distribuidores autorizados, grandes superficies y las tiendas propias de Nikon en todos los países. Vamos con el desempaquetado para que puedan observar en detalle todas las características y los accesorios con los que Nikon entrega su Coolpix L830.

Desempaquetado



Tenemos un empaque de caja mediano, en la parte frontal nos encontramos con la imagen de la cámara y sus especificaciones más sobresalientes como fotografías de 16 megapíxeles, un potente zoom óptico de 34x, una pantalla de 3 pulgadas LCD a una resolución VGA, Backside ilumination y graba vídeo en FullHD. Al destapar nos encontramos -dependiendo el país- con una tarjeta SD de 4GB, la garantía y el manual de usuario disponible en tres idiomas entre ellos el español.


Los accesorios que podemos encontrar dentro de la caja son cuatro baterías alcalinas AA de prueba, una correa de seguridad Nikon, el cable USB para transferir las fotografías y vídeos que hayamos tomado con la cámara, la tapa protectora del lente con una pequeña correa, y en algunos países también tendremos el cable HDMI para conectar al televisor. Por último tendremos la Coolpix L830 protegida por un empaque anti-humedad. 

Diseño y partes


El diseño es uno de los aspectos más sobresalientes de la Nikon Coolpix L830 ya que logra un cuerpo muy compacto que además es uno de los más pequeños en su clase y con un lente como el que monta. En la parte superior nos encontramos con el control de zoom derecho, dentro de el tendremos el disparador -presionándolo hasta la mitad permite enfocar el objetivo y hasta el fondo tomar la fotografía- justo antes tenemos el botón de encendido y apagado que estará rodeado por un aro LED. También están el flash, las entradas para ajustar la correa de seguridad, un parlante y el micrófono en estéreo.


En su lateral derecho encontramos un mango en goma ergonómico para tomar la cámara y una entrada para conectar un adaptador de corriente directa y así evitar usar baterías. En su parte delantera tendremos un sensor de ayuda de luz y para evitar ojos rojos, así como el lente con sensor CMOS de 16 megapíxeles retroiluminado, este magnifico lente estará optimizado por un procesador EXPEED C2 que logra una mayor nitidez y estabilidad en las imágenes. 


La salida microUSB y HDMI la podemos encontrar en su lateral izquierdo al igual que otro control de zoom para manejar con la mano izquierda. El flash lo activaremos pulsando un botón que estará justo al lado. En la parte frontal tendremos los botones para manipular algunas configuraciones de la cámara, como menú, modo, reproducir y eliminar. Lo más interesante y que llama bastante la atención en una cámara como éstas es que tiene la posibilidad de desplegar su pantalla, puede bajar unos 80 grados o subir aproximadamente 90. Esto resulta bastante útil cuando se toman imágenes con la cámara en posiciones altas o bajas.


Esta cámara Nikon Coolpix L830 funciona con cuatro baterías doble AA alcalinas -las que encontramos normalmente como Energizer, Duracell entre otras- pero para evitar comprarlas cada vez que se descarguen en mejor tener unas recargables, para esto Nikon recomienda baterías de litio FR6/L91 o de niquel -también recargables- Ni-MH EN-MH2. Esto puede ser un contra por practicidad simplemente porque es mejor una sola batería de litio como las que integran otras cámaras, pero puede ser un punto a favor cuando nos encontramos en un lugar sin toma corriente, podemos ir a comprar unas doble AA y utilizarlas sin ningún problema. Cuenta con una memoria interna de 59MB y soporta tarjetas de memoria SD/SDHC/SDXC.

Primeras impresiones


Cuando encendemos por primera vez la cámara tendremos que pasar por unas configuraciones sencillas, la primera es elegir el idioma, luego escogeremos la zona horaria -esto dependerá del país en el que nos encontremos- y seleccionaremos el formato de la fecha día/mes/año esto para que luego podamos activar la función de etiquetar las fotografías con alguno de esos datos. Por último pulsamos el botón de modo de disparo y accedemos a la pantalla principal desde dónde podemos tomar fotografías y grabar vídeo.


Su interfaz no es muy compleja y es bastante fácil acoplarse a todo los modos, configuraciones, efectos y demás que incorpora, además que es uno de los puntos a favor ya que no necesitamos ser unos fotógrafos profesionales para manipularla y poder capturar excelentes fotografías. Las primeras impresiones que nos da el lente son bastante buenas, podemos alcanzar objetos muy lejanos y a una nitidez sorprendente para una cámara de esta gama, y gracias a su pantalla desplegable podemos hacer tomas con mayor facilidad. 

Les dejamos el siguiente vídeo del desempaquetado que hicimos para que vean en detalle todos los accesorios y primeras impresiones de la Coolpix L830. Sin duda alguna Nikon ha hecho un excelente trabajo con esta cámara, su diseño, especificaciones y precio la hacen la primera opción para pasar de una cámara digital compacta a una semi-profesional. Suscríbete a nuestro canal de YouTube y síguenos en nuestras redes sociales para que no te pierdas ningún detalle de esta gran cámara.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario